lunes, 26 de septiembre de 2011

ZAPATERO

No, no os voy a hablar del Presidente, nada más lejos de  mi propósito. No me gusta hablar de política.
 Hoy quería empezar a pintar despues de no hacerlo en todo el verano, y  para adaptarme otra vez a los pinceles siempre empiezo por alguna chorradita, como el zapatero que os enseño. Es una figurita que lleva montones de años en casa, y estaba muy deteriorada, por lo que decidí pintarla con colores más vivos para hacer al zapatero un poco más alegre. Tengo también la pareja, una viejecita tejiendo unos calcetines. No tienen ningun valor, pero son muy entrañables y la persona que nos los regaló, siendo nosotros muy jóvenes, nos dijo que procuráramos  tenerlos siempre juntos, porque en una pareja, es muy bonito llegar a  envejecer juntos. La verdad es que nos reimos un poco del detalle pero lo cierto es que siempre seguimos su consejo, si alguna vez, al limpiar  aparecían separados, o él o yo pronto los poníamos juntos.

8 comentarios:

Notti dijo...

Hola Remedios. Al ver este zapatero y la historia que cuentas sobre él y su pareja, me ha venido a la cabeza una pareja de viejecitos en su mecedora que traje a mis padres de recuerdo en el viaje de 8º (no ha llovido ni nada). El caso, es que esta parejita en cuestion, siguen estando en el salón de mis padres, siempre juntos, como vuestro zapatero y tejedora.
Preciosos los valles de Cerdedo, envidiables para aquellos que nos encanta el norte.
Lúa está tan estupenda y graciosa como siempre. Aunque no sacases fotos de ella desde hace tiempo, siempre está presente en el blog en el "deja un comentario". Hablando de animales,tengo una cachorrita desde hace un mes y estoy como loca con ella, me tiene embobada!!
Un abrazo

Anónimo dijo...

Preciosa y emotiva por su sencillez la anécdota que nos cuentas. La sensibilidad que demuestras a lo largo de tu trayectoria en el blog es la clave de tu éxito.

Celia dijo...

Muy bonito el detalle del zapatero y su pareja,supongo que también pintarás a su pareja.¡ Y sigue cuidandolos mucho!
Un beso

Anónimo dijo...

pinte la tejedora de colores alegres y seguro que rejuvenecen los dos, como su espíritu que cada día se rejuvenece mas,yo cada día a la vuelta de mi trabajo voy a ver la chispa del día besos Lucia

Remedios dijo...

¡Que bonito que le regalaras a tus padres la pareja con sus mecedoras. Seguro que las guardan con todo el cariño del mundo. son detalles pequeños pero dicen mucho de quien los hace.
Los valles de Cerdedo en verano están lindisimos,bueno y con nieve y no podemos olvidarnos del colorido del otoño y la primavera...bueno no me hagas caso, porque a mi me gustan siempre.
¡Que noticia más buena! Por fin teneis una perrita. Ya me figuro tus hijos con lo que deseaban una mascota...y ya te veo a tí encantada con ella. Cuentame algo de como es, raza,y lo que tu quieras y porfa , mámdame alguna foto de ella por e-mail.Notti, un abrazo

Remedios dijo...

Graciñas Anónimo, me parece que le das demasiada importancia a mis cosas.En una cosa te doy la razón, son cosas sencillas y el éxito lo haceis vosotros, mis blogueros, con vuestras visitas diarias y siempre dándome ánimos y cariño.
Un abrazo

Remedios dijo...

Estoy en ello, Celia, pintando la viejecita, que además tiene un gatito, mañana o pasado la colgaré para que la veais.
Un abrazo

Remedios dijo...

Ya la estoy pintando, Lucía. Gracias por lo de rejuvecer, tienes razón, es de espiritu, nada más, pero creo que es importante para afrontar los problemas y palos que nos da la vida. Me gustó mucho lo que me dices de la chispa de la vida. Y ahora por favor pérdoname el retraso en escribirte. Ya te contaré más cosas por el correo. Un abrazo

Publicar un comentario