viernes, 10 de mayo de 2013

BIZCOCHO RELLENO DE CREMA DE LECHE



Un rico bizcocho que gustará a los más exigentes, con un toque especial de dulce de leche disuelto en crema pastelera, y recubierto de una capa de chocolate blanco y otra de chocolate negro, consigue convertirse en uno de esos postres que recordamos con añoranza y que siempre nos piden que lo volvamos a hacer. La mezcla de sabores y texturas y la incorporación de un relleno a base de dulce de leche, hacen que al probarlo nos parece que estamos tomando un delicioso bombón.

INGREDIENTES:

Para el bizcocho (se hace uno tradicional)

Huevos  6.
Azúcar   6 cucharadas.
Harina    6 cucharadas
Levadura Royal    1 sobre.
Limón,      un chorrito de su zumo.

PREPARACIÓN.

Se forra un molde con papel de horno o bien se unta de mantequilla y se espolvorea de harina. 
Separar las claras de las yemas y montar las claras a punto de nieve, se conservan con más consistencia si les añadimos un chorrito de limón.

En un bol se ponen las yemas y el azúcar y se baten bien hasta que estén espumosas, y continuación se le añaden las claras a punto de nieve removiendo con cuidado para que no se bajen y por último la harina mezclada con la levadura poco a poco, mejor tamizándola con un colador, y el zumo de limón.

Se vierte la masa en el molde y se introduce en el horno precalentado a temperatura media, durante unos 20 ó 30 minutos.

Cuando esté cocido se saca y se deja enfriar sobre una rejilla, ya frío se corta en dos rodajas con un cuchillo afilado.



INGREDIENTES :
Para el relleno. Hay que hacer una crema pastelera.

Leche   medio litro.
Huevos 3.
Maicena   2 cucharadas.
Azúcar   75  gr.
Mantequilla  25 gr.
y además dos cucharadas de dulce de leche.

PREPARACIÓN :

Se pone la leche al fuego con una cáscara de limón, cuando empiece a hervir se retira del fuego.
En un bol mezclamos los demás ingredientes: yemas, azúcar, maicena y mantequilla y se baten bien. 
Se le añade la leche hervida y caliente, se remueve y se pone otra vez al fuego hasta que empiece a hervir y a espesar, en ese momento se le añade el dulce de leche, remover y dejar enfriar.

Se extiende esta crema en una de las rodajas de bizcocho y se tapa con la otra.

INGREDIENTES :
Para la cobertura de chocolate blanco

Chocolate blanco 1 tableta de
Azúcar glass   4 cucharadas.
Leche   1 cucharada.
Mantequilla  1 cucharadas.

Derretir el chocolate blanco con la mantequilla en un cazo a fuego lento y removiendo siempre, hasta conseguir una masa homogénea, entonces se aparta del fuego y se le añade  azúcar y la mantequilla , se remueve  hasta que se enfrie.

Para el chocolate negro:

Chocolate negro fondant      4 barritas.
Azúcar    1 cucharada.
Mantequilla   1 cucharada.
Agua    medio pocillo pequeño.

Poner todos los ingredientes en un recipiente a fuego lento hasta que esté todo bien integrado y empiece a espesar, se retira del fuego y se deja enfriar.

Se cubre el bizcocho con el chocolate blando y se vierte sobre el bizcocho dejando que lo recubra. Cuando esté un poco solidificado el chocolate blanco se vierte el chocolate negro procurando que no recubra totalmente el bizcocho para que se vean los dos chocolates.  

¡¡¡Y a saborearlo que está muy rico!!!

2 comentarios:

Cecilia dijo...

Un magnífico postre para un día especial. Me parece este bizcocho muy apropiado, para una celebración importante, cumpleaños, aniversarios, etc, con la pinta que tiene...
Un besito

Remedios dijo...

Tienes razón es ideal para esa clase de eventos, aunque te comento que como es fácil de hacer, cualquier día haces un extraordinario y lo presentas en la mesa...verás como de sorprenden y se quedan encantados.
Besos

Publicar un comentario